El viernes, 7 de junio, la Plaza Mayor de Arucas fue el acogedor escenario, con aforo al completo, donde se procedió al acto de oficial  apertura del programa de las Fiestas Patronales, a celebrar a lo largo de todo este mes, en honor de San Juan Bautista, venerado Patrón de la ciudad aruquense.
 
  Presentado el acto, con profesional maestría, por el profesor y director teatral Rafael Rodríguez, comenzó la celebración con la brillante actuación del Aula de Percusión de las Escuelas Artísticas Municipales para, a continuación, tras el bosquejo biográfico que de la Pregonera, CARMEN DELIA CARDONA GONZÁLEZ, hizo el presentador, dar paso al estrado a la mencionada Anunciadora de las Fiestas, la señora Cardona, acompañada por el Alcalde, en funciones, de nuestro municipio, Juan Jesús Facundo Suárez que, con palabras de aprecio y reconocimiento, más alguna pincelada anecdótica, hizo de introductor a la Lectura del Pregón.
  Carmen Delia, con fluida y atemperada exposición, nos habló, de manera sencilla y próxima, de su largo quehacer profesional, encuadrado y conformado en un rico y afectivo marco familiar, con especial mención a sus progenitores y la puntual anotación de su relación comercial y de gestión con personas, asociaciones, clubes y entidades que en ella han confiando, a lo largo de muchos años, a la hora de proyectar sus viajes.
   Y en el apartado de los recuerdos, expresó y evocó, con profusión, estampas festivas de infancia y adolescencia: aquellas "Batallas de Flores", "Festivales Infantiles de la Canción", "torneos deportivos", "Arco de rifas", el ilusionado encanto de las "tómbolas", el significado valor de calendario de la "caja de turrones", la alegre fuerza de "romerías y verbenas", el sabor de los conciertos de la "Banda de Música" o la tradición de las "Giras" y un largo etcétera de pretéritos acontecimientos festivos, mencionando, incluso, actividades de programa  ya desaparecidas: el "Encuentro de Aruquenses" o "Los Chicharreros de Arucas" . Y, naturalmente, en el campo religioso cita y recuerda funciones solemnes, emblemáticas procesiones y el cariñoso recibimiento y fervoroso paso por nuestra ciudad de la imagen de la Patrona de Gran Canaria, la Virgen del Pino. En fin, todo un mosaico de sentidas escenas grabadas en la espiritual agenda de la Pregonera que, al finalizar su estupenda exposición, fue largamente aplaudida y felicitada.
  La velada se completó con un magnífico, espléndido y atrayente concierto sanjuanero de
«LOS GRANJEROS» que, además de su incuestionable y rico valor musical, contó con la valiosa colaboración de tres voces encantadoras: Navinia Torres, Isabel Padrón y Natalia Machín. ¡Una noche para recordar! J.A.G.
 

 

©
REPORTAJE GRÁFICO

(Requiere flash)
Texto del PREGÓN
Autora: CARMEN DELIA CARDONA GONZÁLEZ



  Autoridades, señoras, señores, muy buenas noches.

  Para mí es un honor estar esta noche con ustedes dando el pistoletazo de salida a las fiestas San Juan 2019. Vaya mi agradecimiento para esas personas que me propusieron como pregonera y por supuesto para todos los que están hoy aquí compartiendo esta especial y emotiva noche. Y a los que desde sus hogares nos escuchan a través de la emisora de radio.

  Probablemente muchos de ustedes me conocen como Carmen Cardona, la chica de la agencia de viajes, de toda la vida. Nacida y criada en nuestra Ciudad. Arucas ha sido testigo y compañera de todos y cada uno de los momentos acaecidos en mi vida, de mis risas y mis llantos, en ella he sido madre de dos hijas maravillosas a las que he criado, inculcándoles el amor y el respeto hacia la ciudad que las vio nacer.

  Llevo siendo empresaria en esta ciudad 33 años, en la misma calle, en el mismo lugar, viendo pasar por mis ojos diferentes generaciones, les hablo de la calle Juan de Bethencourt, calle que he visto de todas las formas imaginables, con el trafico circular hacia la izquierda, hacia la derecha, con acera, sin acera ,con guaguas y sin ellas, con y sin parada de taxis, adoquinada, semipeatonal, resumiendo, he visto transcurrir todos los cambios que en ella se han efectuado.

  Mi vida ha transcurrido siempre en un mundo empresarial ligado a esta ciudad, hoy me gustaría hacer una mención especial a esas generaciones que han contribuido de una forma o de otra a la Arucas que hoy podemos disfrutar.

  Mi vinculación empresarial viene desde mis abuelos. Mi abuelo Juan Cardona Castellano, un hombre emprendedor y con unas ideas, algunas, adelantadas para su tiempo, el estadio Cardona en el Terrero, el molino en Santidad, el Mesón Canario, el cine de La Goleta, con su proyecto de conectar en transporte público el casco de Arucas con los diferentes barrios; el primero que unió fue precisamente la Goleta, al principio sin mucho éxito, aunque él seguía insistiendo que los barrios tenían que estar unidos con el casco urbano y que poco a poco la gente se acostumbraría a moverse en este medio. Al final lo consiguió continuando la unión con Santidad, Hoya de San Juan, Trapiche, Cardones y Bañaderos con las ya conocidas por muchos de los que están aquí presentes GUAGUAS CARDONA.

  Comencé mi andadura profesional de la mano de mi padre Juan Cardona Melián un hombre con un amor incondicional a esta ciudad. Hoy aquí ,los dos, mis padres, como siempre acompañándome en los momentos importantes de mi vida. De mi padre aprendí todo lo que se del mundo empresarial y de mi madre que la sencillez, la humildad y la tenacidad pueden ir unidas. GRACIAS.
  Cuando mi padre decidió montar hace 37 años una agencia de viajes quienes lo conocían le decían que si estaba seguro de lo que estaba haciendo, que cómo se iba a mantener un negocio de esas características en Arucas, que eso de vender billetes de avión, barcos, apartamentos y hoteles no iba a tener futuro; pero como él siempre decía tenemos que apostar por Arucas y darles las prestaciones que una ciudad como esta merece. Pues gracias a su cabezonería llevo 33 años al pie del cañón. Agradeciendo, solo en ocasiones, haber dejado aparcados mis estudios de derecho (cosa que a mis padres no les hizo ninguna gracia) para coger el testigo de la mano de mi hermana, que fue la que comenzó esta aventura empresarial. Este relevo me dio la oportunidad de ser la persona que siguiera defendiendo el negocio familiar, permitiéndome disfrutar cada día de mis clientes que ya son amigos, conocidos y en ocasiones confidentes. Sin duda, es una satisfacción ir por la calle saludando y ser saludada por mis vecinos.

  Los años vividos y mi trabajo me han permitido conocer a muchas personas e instituciones ligadas de una manera especial a Arucas. Permítanme hacer un viaje (nunca mejor dicho) a través del tiempo para recordar a algunas de ellas.

  Al Arucas Club de Futbol con los que compartimos las primeras experiencias de fletar un avión en la que viajábamos el equipo y sus aficionados para disfrutar de los partidos que se celebraban fuera de nuestra isla. Recuerdo en especial un viaje a La Palma donde casi tuvimos que salir escoltados del campo ya que la afición del equipo contrario era bastante dura. Muchos de los que están aquí presentes fueron testigos de ese día.

  Recuerdo al equipo de halterofilia en Arucas preparándoles sus viajes a la península donde tantos éxitos cosecharon.

  Al Club de lucha los Guanches que tantas alegrías han dado a los aficionados a este deporte autóctono canario. Aprovecho para felicitarles por ese 75 aniversario que acaban de celebrar, justo hace un año, coincidiendo precisamente con las fiestas patronales de San Juan Bautista de Arucas.

  Quiero mencionar a nuestro club de pensionistas, a los que tantos viajes a las Islas hemos preparado con mucha ilusión, siendo para algunos de sus miembros las primeras salidas. Qué privilegio verlos disfrutar. Las subidas al Teide y nuestras comidas en Puerto de la Cruz donde terminábamos siempre con bailes y entretenimientos .

  Un saludo cariñoso a nuestra Afilarmónica Los Nietos de Kika, con ellos tuve el privilegio de acompañarlos en su primera actuación en la península en mayo de 1987. Ese año fueron contratados por el Ayuntamiento de Madrid para participar en las fiestas de San Isidro. Los madrileños querían conocer la esencia de los carnavales canarios, un viaje inolvidable ya que la alegría y la diversión nos acompañó durante todo el recorrido.

  Mi actividad profesional me ha permitido conocer a miles de aruquenses. La duración de este acto no me permite contarles todos los sentimientos y afectos adquiridos a lo largo de los años. Una cosa sí les digo: En nuestra ciudad vive muy buena gente, personas nobles, trabajadoras y leales, aprovecho para agradecerles la fidelidad que me han demostrado, no dejándome en ningún momento y ayudándome siempre a que la empresa siguiera caminando. Cuanta ilusión compartida, cuántas madres esperando la vuelta de sus hijos, al terminar la obligatoria mili, o las parejas de enamorados preparando hasta el último detalle su luna de miel.. Experiencias que he podido compartir con todos ustedes.
Ahora toca hablar de las las sociedades de recreo existentes en Arucas, presididas por nuestro histórico Casino. Muchos de los aquí presente lo pudimos disfrutar de una forma o de otra, nuestros padres lo tenían como su lugar de encuentro para sus charlas y entretenimientos y nosotros disfrutábamos de esos bailes celebrados todos los fines de semana. ¡Cuántas parejas allí formadas! Si las paredes del Casino pudieran hablar...¡Cuántos secretos nos contarían!

  Del Casino, calle arriba, a la Sociedad Atlántida de Arucas, de sus bailes de mascaritas y de tantos momentos vividos , tenemos la suerte de poder contar todavía con su actividad y con los eventos que en ella se siguen celebrando. Creo que es buen momento para agradecer a todos los que han hecho posible que no solo sea parte de nuestra historia sino afortunadamente también de nuestro presente.

  De nuestros cines, el cine Rosales, el cine Díaz y el cine viejo. Parte de la historia de todos. Quien no recuerda la película tiburón o yo que soy una romántica la película Love Story con su famosa frase “amar significa no decir nunca lo siento.”

  Recordemos ahora con cariño las fiestas patronales de San Juan Bautista. Nuestro Patrón. Recuerdo mi infancia asociada a las fiestas de San Juan, eran los días donde Arucas, como hoy, se llenaba de alegría, de colorido y donde todos, dando igual el barrio donde viviéramos nos trasladábamos al centro para vivir intensamente las sanjuaneras. Cuando empezaban a colocar los cochitos era señal de que faltaba poco para el gran día. Todos recordamos esos coches de choques donde esperábamos subirnos y encontrar a esa chica o chico que nos gustara con el pretexto de chocar y entablar una conversación . Y las tómbolas donde daba igual lo que nos tocara... ya podía ser un vaso o un peluche. ¡Qué nervios mientras abríamos la papeleta! Los turrones tan deseados, ver llegar las cajas y las sombrillas era señal de que ya comenzaban las fiestas. Y se acuerdan de las giras a Santa Flora, la Hoya de San Juan, Juan XXIII o la Montaña de Arucas .

  Nuestra romería, tan esperada, donde ataviarse con esos trajes de canarias que nos hacían nuestras madres (desde aquí dar las gracias a la mía) o que nos prestaban para tan señalado día era una ocasión única, aquellas carretas donde llevábamos todas los regalos que serían ofrecidos a nuestro Patrón San Juan que salía a recibirnos a la puerta de la Iglesia. Romería donde la guitarra y el timple nos acompañaban durante todo el recorrido. Hoy mi recuerdo especial y lleno de cariño a mis amigos Tente Báez y Luis Carlos Cabrera, que se fueron muy jóvenes y con los que tuve la suerte de compartir momentos maravillosos relacionados con esta fiesta.

  Hoy estoy aquí dando el pregón pero hace 42 años ya estaba yo, también con ellos, participando de una forma activa en estas fiestas. Todos recordarán aquellos festivales de la canción infantil donde muchos jóvenes participábamos de una forma o de otra, unos cantábamos, otros hacían los coros o tocaban, recuerdo aquel día que los nervios me comían, esperando sentada en una silla en el parque San Juan que me tocara actuar. No me olvidaré de aquellas mariposas que estuvieron revoloteando en mi estómago durante toda la actuación, canté una canción de Angela Carrasco y tuve la suerte de ganar uno de esos concursos que pido, desde aquí, recuperar ya que las sensaciones vividas por todos los que allí participamos son indescriptibles y me encantaría que nuestra juventud las pudiera deleitar.. Recuerdo la sesión de fotos que nos hicieron en el parque municipal con las flores de mundo como fondo, imagen que llevo siempre grabada. Todavía conservo mi copa....y Las fotos del inolvidable Manolín.

  Que decir también de las actuaciones que se hacían en el cine rosales donde preparábamos concursos y entretenimientos. Y Las misas cantadas en el coro De la Iglesia. Aún recuerdo la función solemne de 1979, que cantamos un grupo de amigos, haciendo un popurrí entre la misa canaria, nicaragüense y criolla, la de Ariel Ramírez.

  La alegría que nos daba cuando el 24 de junio nuestra madre nos decía hoy se estrena ropa y nos poníamos con tanta ilusión la ropa comprada o confeccionadas por ellas misma. Sin duda era un día muy especial . Era tradición estrenar en Corpus y San Juan.

  Las gimkanas que esperábamos con ilusión ya que eran muy divertidas, salvando pruebas y obstáculos y esperando el recorrido que tocaba .

  La batalla de flores, desde el pino hasta la calle león y castillo, que colorido. Decir que la recuperación de esta tradición ha conllevado que en cada uno de nosotros haya resurgido el recuerdo y que hoy día al paso de la batalla todos digamos te acuerdas cuando……y todos tengamos una anécdota que contar.

  Las verbenas de San Juan(Que alegría) esa noche nos dejaban quedarnos hasta tarde y un vecino o conocido nos acompañaría de vuelta a casa.

  La banda municipal recorriendo las calles y llenándola de ese sonido que nos indicaba que estábamos en fiestas.

  Los torneos deportivos celebrados en el parque de San Juan, de balommano, de hockey sobre patines que llamaban mucho la atención , en especial mi recuerdo a los torneos de ajedrez, deporte que tantas alegrías ha dado a los aruquenses.

  Ese arco que se rifaba y que todos deseábamos que nos tocara, mas nuestras padres que nosotros ya que los premios que allí se exponían solían ser alcobas, máquinas de coser, racimos de plátanos etc..

  El encuentro de aruquenses, reunión perfecta donde amigos que hacía años que no se veían por motivos laborales o familiares tenían la oportunidad de fundirse en un abrazo y contarse como les estaba yendo la vida, sus hijos, sus nietos y compartían esas alegrías que habían vivido todos en sus pasadas y añoradas fiestas de San Juan.

  Los chicharreros de Arucas, personas que habían cruzado el charco a nuestra isla vecina, que mejor excusa que nuestras fiestas para venir a visitarnos.

  Ese olor a hoguera que llegaba a todos los hogares de Arucas desde media tarde y que nos anunciaba que la fiesta grande estaba a punto de comenzar, esas maravillosas noches de San Juan donde se iluminaban las montañas como si de antorchas se trataran.

  Nuestra procesión donde nuestro patrón salía a recorrer nuestras calles engalanadas por los vecinos con todo el cariño del mundo como muestra de respeto y alegría a su paso.

  En esta fiestas yo tengo un recuerdo grabado que era ver a mi padre sentado en la puerta de la churrería que estaba en la parada de guaguas, al lado de la Agencia de Viajes, en su silla controlando que las guaguas salieran a su hora ya que ese día se reforzaban los servicios para que todos los que veníamos de los barrios yo incluida (Santidad) pudiéramos disfrutar de todos los actos que en las fiestas se celebraban , en muchos ocasiones su compañero de silla era nuestro Perico, al que todos conocemos y al que aún hoy, cincuenta años después, saludo a diario.

  No quiero terminar este pregón sin hacer una mención especial a nuestra Iglesia conocida cariñosamente como la Catedral, hogar de nuestro patrón. Me gustaría Recordar el 17 de junio del año 2000, día en el que la Virgen del Pino tras haber permanecido varias semanas en la catedral de Santa Ana , en Las Palmas de gran canaria, emprendió su viaje de regreso a Teror, atravesó por primera vez el puente de Tenoya para dirigirse a nuestro municipio. Aquí la esperábamos con gran fervor ,el momento de su llegada al Mesón Canario, indescriptible, todavía me emociono al recordarlo. Tuvimos el honor de que nuestra Virgen del Pino se hospedara en nuestra Iglesia y Nuestro patrón San Juan la recibiera con todos los honores . Que alegría esa noche nuestra patrona y nuestro patrón juntos, en nuestra iglesia orgullo de todos, construida piedra a piedra con sudor y sacrificio, esa piedra trabajada por nuestros labrantes, que alegre se tiene que sentir San Juan viviendo en tan majestuoso hogar resultado del empeño y tenacidad de los aruquenses ,

  Hogar que podemos divisar desde que entramos a nuestra ciudad. Orgullo de todos.

  Como dice la letra de la canción "a una dama "de nuestra querida agrupación los Granjeros:
  Como una bella amapola de color
en quintaesencia de inigualable presencia
tu fragancia me enamora.


  Como nos ha enamorado a todos los que hemos tenido la suerte de nacer, crecer o vivir en nuestra ciudad, Arucas.